Si necesitas realizar una consulta o tienes alguna duda: 881 979 296

Noticias

Mario Alonso Puig: "Con una actitud positiva nuestro cerebro será capaz de desarrollar un espíritu emprendedor"

ENTREVISTA a MARIO ALONSO PUIG en SANTIAGO SIETE HABLAMOS CON EL MÉDICO Y PRESTIGIOSO EXPERTO EN MOTIVACIÓN QUE ESTARÁ EN SANTIAGO EN EL FORO OPEN YOUR MIND EL 19 DE ABRIL

 

Carolina Carballedo.- Santiago. 10/04/13

Hace unos años cambió los quirófanos por los auditorios llenos de empresarios y emprendedores y se convirtió poco a poco en uno de los expertos más demandados en conferencias sobre liderazgo y gestión del cambio. Mario Alonso Puig, médico especialista en Cirugía General y del Aparato Digestivo, es uno de los ponentes más esperados en el foro Open Your Mind, que se celebrará en Santiago los próximos 18 y 19 de abril. Encantado con su participación en el evento y recordando que la gente "fuerte, cercana y acogedora", la historia "que se respira en cada calle" y la "extraordinaria gastronomía" de Santiago son una "fuerza irrestible" para venir "encantado" a nuestra ciudad, Mario Alonso Puig nos avanza algunos de los aspectos de los que hablará en Santiago.

Llega a Santiago para hablar sobre cómo podemos reinventarnos. ¿Por qué cree que ese debe ser el camino para encontrar luz en tiempos de crisis?
Porque hay dos formas fundamentales de afrontar los tiempos actuales; la de pensar que las circunstancias en las que me encuentro son las que determinan todo y la opción contraria, la de tomar las riendas. Si optamos por el primer caso generamos en nosotros mismos una sensación profunda de desánimo, impotencia y desesperanza y, teniendo en cuenta todo lo que conocemos sobre funcionamiento del cerebro humano y de la mente, tomamos una posición de víctimas y evitamos que podamos plantear iniciativas, cooperar o que seamos creativos. Pero también es muy perjudicial para la salud física y mental. Por eso, cuando una persona -a pesar de la complejidad de las circunstancias- es capaz de generar en su interior ilusión, confianza, empuje, compromiso y colaboración, la mente empieza a trabajar de una forma radicalmente distina.

Reinventarse va, entonces, más allá de un cambio de actitud...
Sí, porque con esa actitud hay cambios en el riego sanguíneo del cerebro, en las hormonas que circulan por la sangre... Esta actitud optimista nos permite que seamos mucho más creativos y que desarrollemos un espíritu emprendedor que de otra manera no tendríamos. Es la mejor opción que tenemos todos para, en medio de la dificultad y el desafío, salir fortalecidos y crear nuevas oportunidades.

En un contexto como el actual, encontrar esa ilusión, para muchos, puede ser difícil...
Sí, porque ocurre que normalmente no somos conscientes de este poder que hay en nuestro interior por eso, lo que quiero en mi ponencia es, con mucha ilusión, sugerir las formas de conectar con ese potencial. Que seamos conscientes de que hay muchísimas oportunidades que no vamos a poder ver si nuestro estado de ánimo no es el adecuado porque el futuro no es algo que nos encontramos, si no algo que creamos. Además, en este cambio hay que tener muy claro que reinventarse no es convertirse en alguien distino sino es sacar la mejor versión de nosotros mismos. Una persona verdaderamente comprometida e ilusionada es capaz de generar algo dificil y las circunstancias empiezan a cambiar.

¿Cuáles son los caminos que sugiere para lograr reinventarse?
Primero, atreverse a salir de lo que se conoce como zona de confort y que a mí me gusta más llamarlo madriguera. Dada la enorme tendencia que hay en el ser humano a preferir lo conocido a aquello que se pueda llegar a conocer, esta zona tiene un gran poder para evitar que generemos iniciativas y desarrollemos un espíritu emprendedor. Esta zona de confort da una seguridad, pero es solo aparente y hay que saber que todo crecimiento y evolución real tiene lugar fuera de esa zona de confort. Una vez que la persona sabe que tiene que cambiar, debe llegar a lo que se conoce como insatisfacción inspiradora.

¿En qué consiste?
A esta fase se llega cuando se comprende que algo en la vida de uno no funciona bien y que desemboca en la pérdida de ilusión, de salud y de relaciones. Hay que resolverlo con firmeza. Si no se alcanza ese punto de insatisfacción inspiradora, uno no se va a atrever a hacer frente a su principal desafío, que es superar sus propios miedos al fracaso y al error. Finalmente, hay que tener una estrategia con los pasos que hay que dar. Hay que plantearla al revés de lo que estamos acostumbrados: plantearse dónde quiero estar, cómo quiero estar en el futuro y generar una visión inspiradora, que sea atractiva y empezar desde el futuro hasta el presente. Cuando nos mueve la ilusión, algo ocurre en la mente humana que hace que la inspiración se expanda y empecemos a ver oportunidades donde normalmente no las veíamos.

¿Son muchas las personas que en estos últimos años están logrando encontrar esta segunda oportunidad?
Cada vez más. La situación laboral en la que existe una obvia dificultad para conseguir entrar en una empresa y tener un trabajo adecuado ha hecho que muchas personas toquen su punto de inflexión, su punto de insatisfacción inspiradora y se lance a emprender.  Pero no es suficiente ser un emprendedor en el sentido de crear algo nuevo, porque hay que ser capaces de sostener ese ánimo y ese compromiso en los momentos de dificultad. Si bien es cierto que se crean muchas empresas, al cabo de dos años muchas han desaparecido y es porque cuando una persona se lanza a una aventura, a un nuevo proyecto, no solo tiene que crearlo, tiene que mantenerlo y sostenerlo.

¿Cómo pueden los emprendedores mantenerse?
Ese espíritu emprendedor que se está viendo tanto ahora, afortunadamente es la respuesta de las personjas que ven que pueden crear su futuro. Es algo magnífico y lo único que hay que hacer es estar constantemente alimentando ese proyecto y esa ilusión para que ese proyecto cada vez se haga más grande e ilusionante en el tiempo.

Se dirigirá a un amplio auditorio en el que no faltarán los jóvenes. En una ciudad como la nuestra en la que más de 900 tuvieron que abandonar el año pasado Santiago para buscar empleo. ¿Qué opina de que se les considere una generación perdida?
Que haya gente que les ponga esa etiqueta me parece bochornoso. Son jóvenes con ilusión por tener lo que es lógico que aspiren a tener: un trabajo, un desarrollo profesional. Se atreven a salir fuera, a montar sus propios proyectos contra viento y marea, y, por todo eso, yo les llamaría la generación de la esperanza, de la ilusión y del coraje. A todos ellos les quiero transmitir mi admiración e ilusión de que España será un país, en un tiempo que espero que sea corto, que les dará lo que ellos se merecen por su ilusión, esfuerzo, trabajo y determinación.

Como usted, otros muchos ponentes de Open Your Mind, se centrarán en la motivación y la felicidad en el trabajo ¿Es cada vez más importante en el mundo empresarial?
Sí, lo ha sido siempre. La palabra motivación quiere decir lo que se mueve. Si ante una situación determinada no me muevo no creo que tenga la posibilidad de tener éxito. La motivación y la ilusión son dos ingredientes claves en cualquier situación desafiante que nos encontremos. La motivación intrínseca es volver a reencontrarse con ese motor interior que cada uno tiene y que hace que te levantes por la mañana con ganas de comerte el mundo. Ese motor es la base de cualquier cambio. No se puede avanzar por el camino de la propia superación si no se tiene una motivación intensa, ganas de crecer y mejorar.

Pero muchas veces se pierde el ánimo y muchos piensan en tirar la toalla, ¿Cómo evitarlo?
Muchas veces las personas han perdido el ánimo, se han desilusionado y se convierten en simples víctimas pasivas de las fuerzas exteriores que parece que se mueven sin que esa persona tenga capacidad de interactuar con ellas. Debemos generar una amable y firme sacudida para que digamos que el principal paso lo tengo que dar yo.

http://www.santiagosiete.es/articulo/2013/14/mario-alonso-puig-una-actitud-positiva-nuestro-cerebro-sera-capaz-desarrollar-espir